Kate & Leopold

Kate & Leopold

  • Año: 2001
  • País: Estados Unidos
  • Género: Comedia romántica, Viajes en el tiempo
  • Duración: 121 minutos
  • Reparto: Meg Ryan, Hugh Jackman, Liev Schreiber, Breckin Meyer, Natasha Lyonne, Bradley Whitford, Philip Bosco, Charlotte Ayanna

Argumento

Kate McKay (Meg Ryan) es una ejecutiva moderna, una mujer del siglo XXI cuya vida está dirigida a triunfar en el mundo empresarial. Leopold (Hugh Jackman), el tercer Duque de Albany, es un caballero soltero y encantador de finales del siglo XIX. Las expectativas profesionales y sociales de ambos, les llevan a mostrarse cínicos ante el menor indicio de enamoramiento. Pero cuando una rasgadura en el tejido del tiempo introduce a Leopold a la actual ciudad de Nueva York del 2002; allí se cruzarán sus caminos y nacerá un curioso romance.

Crítica

Kate es una mujer del siglo XX, trabajadora hasta el agotamiento, independiente, ambiciosa y completamente cínica y poco romántica. Trabaja en una empresa publicitaria, a la cual dedica prácticamente todas las horas de sus días. Kate tiene un hermano pequeño, irresponsable y bohemio, un aspirante a actor actualmente en paro.

Por otro lado y en época victoriana, tenemos a Leopold (Leopold Alexis Elijah Walker Gareth Thomas Mountbatten), duque de Albany, un aristócrata ingles, que como muchos de sus congéneres vive en bancarrota, y necesita desesperantemente una inyección de efectivo para sanear su economía. Dado que es un caballero, y un duque nada menos, la única forma de conseguirlo, es buscando una esposa rica, Y es ese el motivo por el que se encuentra en Nueva York a finales del siglo XIX, a la espera de que su tío le presente a las hijas de las fortunas americanas. Aunque Leopold reniega de su suerte, sabe que no hay nada que pueda hacer para evitar un fin que le desagrada.

Durante el acto de presentación, de la construcción de un puente, Leopold descubre, un personaje curioso, que deambula entre la gente, con un extraño aparato, que cabe en una sola mano. La curiosidad le puede, y se dedica a observarle. Cuando el hombre se da cuenta de que le vigilan, huye por las calles del antiguo Nueva York, perseguido por Leopold, que acaba acorralándolo en lo alto de un edificio. Ante su sorpresa el hombre se lanza al vacío, y al intentar sujetarle Leopold caerá con él.

Leopold despierta en el Nueva York del siglo XX, rodeado de objetos extraños, cajas de las que salen imágenes y voces, carruajes sin caballos, aparatos de los que surgen voces humanas, y una mujer, una dama que usa pantalones, que le toma por loco cuando le dice que ha dado un salto en el tiempo y que en realidad viene del siglo XIX.

Kate y Leopold se sentirán atraídos el uno por el otro, desde el principio, pero no solo los separan su orígenes, sino el mismo tiempo.

Una película preciosa, divertida y muy romántica, la escena de la cena con velas y violines me emocionó, y las dificultades que tiene el protagonista con los artilugios del silo XX son muy divertidas. Como actriz Meg Ryan me gusta bastante, es una todo terreno puede hacerme reír como en Algo para Recordar, o llorar.

Pero lo mejor de la película, sin duda, es Hugh Jackman convertido en un caballero victoriano, vestido como un duque y haciéndonos suspirar continuamente, cabalgando sobre un caballo ( y blanco para más inri) al rescate de la damisela en apuros, una no puede dejar de imaginarse a los héroes de nuestras novelas románticas igualitos que a él. (Suspiro).

Mi valoración personal Muy buena. Altamente recomendable.

Curiosidades

2002: Nominada al Oscar: Mejor canción original de Sting.

2002: Ganadora del Globo de oro a la mejor canción original interpretada por Sting.

Hugh Jackman recibió clases de etiqueta, estudió bailes de salón e incluso aprendió a montar a caballo para poder desarrollar las habilidades que dominaba un típico caballero de buena alcurnia del siglo XIX. Incluso practicó sentarse sobre sus manos mientras hablaba porque los gestos con las manos, algo común hoy en día, se consideraba de gran grosería en las conversaciones de la época victoriana.

STING se sintió inspirado para escribir algo diferente a la canción pop estándar, en su lugar escribió una melodía moderna y exuberante basada en los ritmos clásicos del vals. "Los valses son románticos y antiguos pero hermosos,"


Artículo realizado por Mary Jo.

JSN Glamo 2 is designed by JoomlaShine.com | powered by JSN Sun Framework